“El Sueño o la Astronomía de la Luna” de Kepler

250px-JKepler
Retrato de Kepler de un artista desconocido (ca. 1610)

Johannes Kepler (Weil der Stadt, Alemania, 27 de diciembre de 1571 -Ratisbona, Alemania, 15 de noviembre de 1630), humanista del XVI, astrónomo y matemático alemán. Es uno de los sabios fundadores de la ciencia moderna. Su obra más influyente fue la “Astronomia Nova”, publicada en 1607, a la que se considera la base de la moderna astronomía por su enfoque a usar datos verificables y  conocida fundamentalmente por sus leyes sobre el movimiento de los planetas en su órbita alrededor del Sol.

Johannes Kepler se crió en el seno de una familia protestante luterana, que vivía en la ciudad de Weil der Stadt en Baden-Wurtemberg, Alemania. Su abuelo materno, Melchior Guldermann, había sido el alcalde de la ciudad, pero cuando nació Kepler, la familia se encontraba en decadencia. Su padre, Heinrich Kepler, era mercenario en el ejército del Duque de Wurtemberg y, siempre en campaña, raramente estaba presente en su domicilio;   La familia Kepler se había trasladado a Leonberg en 1577, en 1589  el padre desapareció para siempre en una muerte trágica en la guerra. Fue la madre quien despertó en el joven Kepler el interés por la astronomía. Con cinco años, observó el cometa de 1577, comentando que su madre lo llevó a un lugar alto para verlo.

Katherina Guldenmann (8 de noviembre de 1546 – 13 de abril de 1622), nació en Guldenmann, creció en Eltingen.  Ella tenía una tía que había sido quemada como “bruja”. Katherina  se casó el 15 de mayo, 1571 Heinrich Kepler. La madre de Kepler llevaba una casa de huéspedes, era curandera y una reconocida  herborista.

Aquí la pregunta : ¿usó en alguna ocasión Kepler las sabias mezclas de hierbas de su madre para entrar en estados alterados de conciencia  y tener acceso a conocimientos ocultos que le otorgo la fama de tenaz, inteligente y con una mente brillante con  la Kepler superó las secuelas de una infancia desgraciada y sórdida.

La duda surge en  su obra póstuma, una narración onírica  extraña en su época:   El protagonista, un niño que habla con los espíritus y recibe la intermediación de su madre para convocarlos . Carl Sagan y Isaac Asimov se han referido a ella como la primera obra de ciencia ficción . Pero los elementos  diabólicos de la historia causaron que se acusara a  la madre de Kepler brujería y se la encarcelara por ello.

220px-El_Sueño_o_la_Astronomía_de_la_LunaSomnium sive Astronomia lunaris Joannis Kepleri (El Sueño o Astronomía de la Luna de Johannes Kepler) es  un cuento breve, escrito en latín por Johannes Kepler en 1608, pero publicada póstumamente en 1634. Somnium presenta una descripción imaginativa detallada de cómo la Tierra podría ser visto desde la Luna, y es considerado el primer tratado científico serio sobre astronomía lunar.  Su protagonista, Duracotus, describe los nuevos cielos traídos por la ciencia del astrónomo Copérnico.

La historia comienza con la lectura de Kepler sobre un mago  llamado Libussa. Se duerme durante la lectura de ella. Kepler relata un extraño sueño que tenía de la lectura de ese libro.  Narra la historia de Duracotus, de 14 años de edad que vive en la isla de Thule (Islandia).. Fiolxhilde, su madre, se gana la vida vendiendo hierbas dentro de bolsas de piel de cabra  con extrañas marcas en ellas. El padre de Duracotus era un pescador que vivió 150 años, pero su hijo no se acuerda ya de él.

Un día, mientras Fioxhilda está vendiendo unas hierbas al capitán de un barco, Duracotus las derrama por el suelo. La madre, enfurecida, vende al chico al capitán para compensar su torpeza. El joven es llevado a la isla de Hven en Dinamarca. Allí conoce a Tycho Brahe que le instruye en la astronomía. Tras cinco años de ausencia, Duracoto regresa a Islandia donde se reencuentra y reconcilia con su madre.

Cuando regresa a su hogar, Duracotus encuentra a su madre apenada por haberlo dejado marchar en un impulso y descubre que ella también conoce los secretos de los astros, pero por motivos bien distintos: a ella se los revela un espíritu lunar al que llama Demonio de Lavania. Gracias a su madre, y mediante un conjuro mágico, ambos irán en un viaje onírico a la Luna, durante un eclipse solar.

Junto a las detalladas descripciones de un viaje espacial y un mundo extraterrestre, típicas del género que más tarde se llamaría ciencia-ficción, en  “El Sueño”,  Kepler refuta la aparente certeza de que la Tierra está quieta. Por entonces defender esas ideas podía ser peligroso, como descubrieron Giordano Bruno y Galileo Galilei, así que Kepler camufló la herejía potencial bajo el artificio de un sueño.

Pero la inclusión de varios elementos autobiográficos le acarrearían grandes complicaciones. Hay muchas similitudes con la vida real de Kepler en  “El Sueño”. Duracotus aprende bajo la maestría de  Tycho Brahe. Kepler realmente trabajó bajo Tycho Brahe que a la sazón había montado el mejor centro de observación astronómica de esa época. Tycho pensaba que el progreso en astronomía no podía conseguirse por la observación ocasional e investigaciones puntuales sino que se necesitaban medidas sistemáticas, noche tras noche, utilizando los instrumentos más precisos posibles.

Tras la muerte de Brahe en 1600,  las medidas sobre la posición de los planetas pasaron a posesión de Kepler que  lo sustituyó en el cargo de matemático imperial de Rodolfo II y trabajó frecuentemente como consejero astrológico. , y las medidas del movimiento de Marte, en particular de su movimiento retrógrado, fueron esenciales para que pudiera formular las tres leyes que rigen el movimiento de los planetas. Posteriormente, estas leyes sirvieron de base a la ley de la gravitación universal de Newton.

En esta epoca, la separación entre lo científico y lo mágico estaba poco definida , Kepler era astrónomo y astrólogo, e incluso el propio Isaac Newton dedicó grandes esfuerzos a sus investigaciones alquímicas. Durante toda su vida, Kepler dedicó parte de su tiempo a hacerles el horóscopo a los poderosos, que eran lo bastante “imbéciles” -el adjetivo es de Kepler- como para pagarle por ello. En 1594 le encargaron adivinar lo que iba a pasar en 1595, y predijo correctamente las rebeliones campesinas en Estiria y las incursiones turcas por tierras austriacas. Tal vez Kepler, después de todo, había heredado el único talento oculto de su madre: el de abrir los ojos a la realidad.

El Emperador del Sacro Imperio Romano Germánico Rodolfo II le preguntó una vez qué significaban las zonas oscuras que podían verse en la superficie de la Luna, y Kepler le respondió que, seguramente, eran las sombras que proyectaban las montañas lunares. Wackher von Wackenfels, el asesor religioso del emperador, se quedó perplejo. Nunca había imaginado que la Luna pudiera ser un mundo, con sus montañas iluminadas al atardecer, sus tenues brisas nocturnas y sus parejas besándose a la luz de la Tierra. Von Wackenfels bombardeó a Kepler a preguntas y, tras largas conversaciones que se prolongaron durante semanas, logró convencerle de que escribiera un relato ficticio sobre el nuevo mundo. Kepler le hizo caso

Los intereses intelectuales de Kepler fueron muy amplios y dejó una profunda huella en todos los campos a los que le llevó su insaciable curiosidad: no solo la astronomía, donde formuló sus famosas leyes del movimiento planetario, sino también la óptica, la fisiología de la visión, la cristalografía, las matemáticas…  Kepler que ha sido llamado el primer astrofísico, era un copernicano convencido y mantenia contacto  con su otro gran contemporáneo, Galileo Galilei. En los primeros meses de 1610, Galileo Galilei buscó la opinión de Kepler, en parte para reforzar la credibilidad de sus observaciones. Kepler respondió con entusiasmo con una respuesta corta publicada, Dissertatio cum Nuncio sidéreo (Conversación con el mensajero de las estrellas).

En 1611, una copia del manuscrito de El sueño, en el que estaba trabajando Kepler, comenzó a circular de forma accidental, sin que el autor pudiera controlar su difusión.  Al ser Kepler un hombre de posición respetada, la acusación se desvió contra su punto más débil: su humilde y anciana madre. En 1615, su madre, entonces a la edad de 68 años,  descrita una mujer envejecida, amargada y sin dientes, fue acusada de brujería.

Kepler tuvo que ver cómo Katarina, fue perseguida a causa de un escrito astronómico que él ni siquiera pretendía publicar.  Pese a las gestiones de Kepler para intentar protegerla, sería encarcelada cuatro años después. Dado que el personaje de Duracotus tiene ciertos tintes autobiográficos, el argumento de la novela aun sin terminar, fue usado para acusar a su madre de brujería.

Alemania atravesaba entonces los momentos más oscuros de la caza de brujas, y centenares de mujeres eran quemadas todos los años en la hoguera porque sus conciudadanos las consideraban practicantes de la magia negra. A falta de un procedimiento implacable, pero reglamentado durante siglos-como era la Inquisición, a la que se enfrentó Galileo- en las provincias protestantes se sucedían linchamientos populares y condenas motivadas por la histeria colectiva.

La acusación de bruja  contra Katharina Kepler es un ejemplo de los juicios de brujas que durante  varios siglos se llevaron a cabo. Su hijo John no pudo evitar que Katharina fue acusado de brujería. Casos como este, conocidos y documentados ilustran cómo podía surgir un proceso tal a partir de una disputa; cómo los enemigos podrían abusar de la superstición; cómo el gobierno juega el juego y cómo el proceso fue imparable, después de que una vez que había comenzado. En este caso se inicia en 1615 por la denuncia de, la mujer de un vidriero, Ursula Reingold. Esta mujer en una disputa financiera con el hermano de Christoph Kepler, acuso a la madre de Kepler de haberla envenenado con una poción amarga tras una discusión entre ambas. Este mismo año, Lutherus Einhorn, regidor de Leonberg, inició un gran juicio por brujería contra 15 mujeres, condenando a muerte y ejecutando a 8 de ellas. La población supersticiosa exigía  una acción implacable contra cualquier acto de supuesta brujeria . El sheriff de Leonberg  hizo comparecer Katharina en el juzgado , en principio por una demanda de indemnización por el supuesto dolor sufrido a Ursula Reingold.

Johannes Kepler se entera y busca ayudar a su madre, con la ayuda de su Universidad, la de Tubinga. Un estudiante amigo suyo, Christopher Besoldus, le asistió jurídicamente. En enero de 1616 envía una carta a la corte ducal en Stuttgart.  El proceso va a parar del gobierno local al gobierno central . La disputa se intensificó, y en 1617 Katharina fue acusado de brujería por el sheriff de Leonberg .  Entre 1617 y 1620 el caso de Katharina fue arriba y hacia abajo.  De vuelta a Leonberg, fue arrestada y encarcelada durante catorce meses en la torre de Güglingen, a expensas de Kepler. Fue informada de las torturas que recibiría, para coaccionarla e intentar asustarla, pero rechazó de plano confesar nada. Katharina se mantuvo firme y testificó que ella nunca fue una bruja. Los acusadores no tenían evidencia más fuerte que rumores.

Tras cinco largos años de batallas legales, Katharina fue absuelta el 4 de octubre de 1621. La madre de kepler se mantuvo alejada de Leonberg donde había mucha hostilidad contra ella. Debilitada por los duros años de proceso y de encarcelamiento, murió seis meses más tarde, a la edad de 71 años  probablemente como resultado de la tortura .

Katharina Kepler es uno de los personajes principales ópera Armonía del mundo de Paul Hindemith .

Después de la  muerte de su madre, Kepler solamente se decidió a imprimir “El Sueño” en 1630, acompañándolo de unas prolijas notas que había empezado a elaborar en 1622. En ellas, además de clarificar cada elemento del relato, valora  los fundamentos físicos y astronómicos del mismo. Estas anotaciones son la parte más interesante del Somnium desde un punto de vista científico, por lo que nos dicen sobre las ideas físicas de Kepler.  Estuvo corrigiendo pruebas de imprenta hasta un mes antes de su muerte, el 15 de noviembre de 1630. .

El ilustre astrónomo y astrólogo Johannes Kepler murió víctima de la fiebre en Ratisbona, en Baviera, Alemania, a la edad de 58 años.  Fue finalmente su hijo Ludwig quien se encargó de que fuera publicado”El Sueño”  en 1634.

Si bien su tumba fue destruida durante la Guerra de los Treinta Años, el epitafio que escribió para sí ha sobrevivido:

Solía medir los cielos
Y ahora mediré las sombras de la Tierra
Y aunque mi alma era del cielo
La sombra de mi cuerpo aquí yace.

Kepler hombre profundamente creyente, incorporó argumentos religiosos y el razonamiento en su trabajo, motivado por la convicción religiosa y la creencia de que Dios había creado el mundo de acuerdo a un plan inteligible que es accesible a través de la luz natural de la razón . El mundo natural era para él un espejo en el que las ideas divinas eran visibles, el espíritu humano creado por Dios que hay que reconocer y alabar.  Kepler, fue firme hasta las últimas consecuencias en sus dos convicciones más profundas: la fe protestante y el copernicanismo. Kepler es honrado junto con Nicolás Copérnico con un día festivo en el calendario litúrgico de la Iglesia Episcopal (EE.UU.)  el 23 de mayo

En 1945, el pueblo medieval de Weil der Stadt evitó ser destruido cuando un oficial francés -el coronel de Chastigny- ordenó detener el bombardeo que había iniciado una columna bajo su mando. Lo hizo al darse cuenta de que estaba ante el lugar de nacimiento de Johannes Kepler, según cuenta Arthur Koestler en “Los Sonámbulos”

NOTA: El original latino del Somnium, así como las notas de Kepler al texto, puede encontrarse aquí. Existe una traducción al castellano realizada por Francisco Socas y publicada por el Secretariado de Publicaciones de la Universidad de Sevilla.

Johannes Kepler. Serie Cosmos de Carl Sagan

Johannes Kepler. Astrónomo alemán que vivió entre 1571 y 1630. Introdujo tres leyes importantes acerca del movimiento de los planetas, y ayudó a que el modelo del sistema solar de Copérnico obtuviera aprobación general.

FUENTES:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s