Las Perseidas, las flechas de Artemisa

lunaÁRTEMISA o ARTEMIS EFESIA , la “Portadora de la Luz” en la mitología griega, fue una de las más antiguas deidades ampliamente venerada en el Mediterraneo , incluida las costas de Ibéria.  Diosa de la caza, la castidad y de la luna

El  13 de agosto es su noche sagrada, su festividad. La diosa esta de cacería estos días. Estaba prohibido cazar y matar animales mientras sus flechas caen desde la Luna. Solo pueden los hombres observar discretamente la presencia de la mítica cazadora.

Era ante todo diosa de la caza, a la que los cazadores invocaban antes de partir, y cuyas reglas, como la de no matar los animales jovenes que le estaban consagrados, debían ser respetadas por todos. Siempre armada con su arco y flechas, Artemisa era conocida por sus habilidades de caza, su enfoque nítido y su perfecta puntería.

Agosto estaba dedicado a festejar a la diosa de la naturaleza

El 11 de agosto empezaba el festival de la diosa Artemis / Diana, la divina cazadora y fecunda deidad lunar, protectora de las amazonas, y más tarde, de las brujas. Por ser el día más caluroso del año se representaba a la diosa con una antorcha en su mano derecha. En esta noche los festejos se realizaban en un bosque. Las vestales portaban el fuego sagrado y las ninfas bendecían las aguas.

Las noches de esta semana se observa en el cielo cruzar  las flechas de la divina Artemisa, su presencia es posible verlas hasta el amanecer. Ver una de las flechas de Artemisa, permitía pedir un deseo a la diosa y que fuera concedido.  Por eso se le llamaba la noche del Alba. La noche de la blanca diosa.

La diosa es la  protectora de las vírgenes  y de los animales salvajes, especialmente los osos. Las niñas y muchachas atenienses que se acercaban a la edad del matrimonio eran enviadas un año al santuario de Artemisa en Braurón para servir a la diosa, época en la que eran llamadas arktoi (‘oseznas’).

El 15 de Agosto es el día final del festival de la virgen Artemisa / Diana. La juventud era purificada con el agua y se celebraba un festín consistente en vino, cabrito, tortas humeadas sobre ramas de manzano repletas de fruta preparadas y consagradas a la diosa  según un preciso ritual.

Esta diosa compleja, fue el resultado de la fusión de diferentes divinidades de su mismo nombre pero con funciones muy diversas; de aquí sus multiples atribuciones. Según el himno homérico a Artemisa, tenía arco y flechas dorados, pues se le aplicaban los epítetos Khryselakatos, ‘del asta dorada’ e Iokheira (‘que se deleita con las flechas’).  Artemisa obtuvo su arco y sus flechas por primera vez de los Cíclopes, tras haberlos pedido a su padre. En el culto posterior, el arco se convirtió en símbolo de la luna creciente. Como diosa de la luna, se la identificaba a veces con la diosa Selene y con Hécate.

Reprenta a la Diosa Osa de Europa.  Una de las más populares encarnaciones animales de Ártemis era la Gran Osa, la Ursa Major, gobernante de las estrellas y protectora del axis mundi, el Polo del Mundo, señalado en el cielo por la Estrella Polar en el centro de un pequeño círculo que describe la constelación de la Osa Mayor.


Las “Perseidas” 

946

 La flechas de Artemisa son la lluvia de meteoros conocida como las Perseidas. 

Las “Perseidas” toman su nombre de la constelación de Perseo, ya que por perspectiva, aparentan provenir de la dirección de dicha constelación, aunque no tienen ninguna conexión real con ella.  Las partículas que causan las Perseidas han sido producidas por el cometa Swift-Tuttle.

Las “estrellas fugaces” son pequeñas partículas de polvo, algunas menores que granos de arena, que van dejando los cometas o asteroides a lo largo de sus órbitas alrededor del Sol. La nube de partículas resultante, debido al deshielo producido por el calor solar, se dispersa por la órbita del cometa y es atravesada por nuestro planeta en su órbita alrededor del Sol. Dichas partículas de polvo se desintegran al entrar a gran velocidad en la atmósfera terrestre, creando los conocidos trazos luminosos que reciben el nombre científico de meteoros.

Como cada año, las Perseidas muestran su pico de actividad a mediados de agosto.  Las fechas veraniegas facilitan su observación. Esta madrugada y la de estos dias  será las mejor para observar las Perseidas, la lluvia de estrellas más popular del año.

La luna creciente, que justo desaparecerá en la segunda mitad de la noche, no será problema para observar una buena cantidad de Perseidas; de media, un observador podrá ver una cada dos minutos, algunas de ellas muy brillantes (debido a sus altas velocidades de entrada en la atmósfera) si estamos situados en un lugar oscuro sin contaminación lumínica y con horizontes despejados.

Son tan conocidas que en los anales chinos 36 d.C. ya encontramos referencias.

Las perseidas son también conocidas en los países de tradición católica con el nombre de lágrimas de San Lorenzo, porque el 10 de agosto es el día de este santo. Curiosamente también es la Noche de la Alborada en castellano, o Nit de l’Albà en Valenciano, es un acto festivo realizado en la ciudad española de Elche con motivo de las fiestas patronales de la ciudad, en honor a la Virgen de la Asunción. Hoy es Santa Aurora tambien. Todo se relaciona, nada es casual, es sincretismo.

La Iglesia Católica heredó de la virgen Artemisa / Diana, el gran día de su fiesta (15 de agosto) por ello ese día la Iglesia Católica celebra la Asunción de María y la adoración que por la diosa había. Maria absorbe el resultado de una serie de cultos matriarcales que, también históricamente hablando, se pierden en el tiempo.

Con todo esto… ¡A disfrutar del espectáculo  de las Perseidas!


MAS INFORMACIÓN VER ENLACES: 

Artemisa Efesia, Señora de los Animales fue llevada por los griegos focenses a la Península, donde había santuarios suyos. Al describir la costa del Mediterráneo, cita Strabón varios templos de origen griego, fundados por los Focenses de Marsella. [p. 234]

Entre Cartagena y el río Sucro (Júcar) había uno, muy venerado, de la Diana de Efeso, que dió nombre a la ciudad Dianium o Artemision, y allí mismo se encontraba un hemeroscopio u observatorio diurno, que había servido de atalaya a Sertorio. La misma Artemis era venerada en Ampurias y en Rosas (Rhodope).

Diana, la Cazadora Virgen, es una diosa itálica identificada con la Ártemisa griega. Pero no hay que confundirlas cronológicamente. Etimológicamente, el nombre Diana significa “del día” (Lat. dies= día) o “divina” (Lat. divus= divina). Diosa de la caza , la luna y el parto es una de las doce grandes divinidades del panteón romano.

Artemis1

Anuncios

4 comentarios en “Las Perseidas, las flechas de Artemisa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s